Entrevistamos a Las Bistecs

El pasado 26 de octubre Las Bistecs dieron un concierto en El Contenedor Cultural de la UMA. Antes pudimos entrevistarlas y nos alucinó el conocer dos chicas totalmente diferentes a lo que nos esperábamos, pues nada tienen en común con el papel que interpretan sobre los escenarios.

Las Bistecs es un proyecto artístico formado por Carla Moreno y Alba Rihe, un dúo performático-músical con esencia propia . Sus videoclips son un reclamo visual ya que remarcan todo su imaginario, cargado de crítica y humor. Paloma Peñarrubia  sirvió de introducción al concierto, con una sesión que acogimos con gran intensidad. 

 

Paloma Peñarrubia / Foto por Rose Pilu

 

Entrevista a Las Bistecs

-¿Creéis que el postureo podría ser una corriente artística?

Alba Rihe: Está siendo realmente con el tema de Instagram,  influencers y youtubers. Hay gran parte de eso, pero hay que trabajar un poco para que sea una corriente artística.

Carla Moreno: el postureo está vendiendo más que cualquier otra corriente artística. Todas las redes sociales han traído este auge en las generaciones jóvenes. Nosotras nos incluimos de aparentes y eso vende también. Hay muchos postureos diferentes. Entonces eso ya el tiempo lo dirá.

 

 

-¿El feísmo es lo que nos queda al proletariado? A esa gente que tiene 30 pavos para pasar la semana.

Alba: El feísmo no tiene unas líneas cerradas, es más incluyente que una estética de belleza categorizada y eso permite que interpelen muchas más personas. No sé si es lo que le queda al proletariado, espero que nos quede todo y que no estemos segmentados culturalmente. Está claro que el feísmo nos da unos abanicos increíbles. Por ejemplo, nosotras jugamos con él divinamente, porque nos permite una gran variedad de diálogos, de puestas en escena y de audiovisual.

Carla: el feísmo está al alcance de todo el mundo. Con treinta pavos puedes hacer algo simétrico y bonito o puedes hacer feísmo. Es lo que dice Alba. El feísmo nos gusta porque no entiende de reglas. El mal gusto muchas veces lleva más expresión, que no las otras corrientes que son más contenidas y tienen más reglas. Nos gusta el feísmo porque es como un vómito de emociones y de energía.

 

 

 

 

-¿Qué o quienes han influenciado en el estilo de Las Bistecs?

Alba: cada una tiene un universo individual fantástico. Eso está en nuestras creaciones. De una manera directa no hemos agarrado un referente, pero claro que tenemos. Como era una broma, empezamos a hacer  y decir inconscientemente influenciadas por lo que llevábamos de background. No decíamos “vamos a hacer algo similar a esto o a esto”. Con el tiempo hemos visto unos paralelismos que existen realmente, pero no han sido intencionados.

Carla : es raro pero  no empezamos con ninguna inspiración, pues era un proyecto que venía para acabar en un concierto único y luego nos fue bien y fuimos continuando. Nunca tuvimos ninguna inspiración concreta, aunque en el subconsciente cada una lleva lo suyo. Nos comparan mucho con la movida de los 80 y eso nos cansa porque nos parece una asociación muy vaga. No es para nada lo mismo, se queda en la superficie del glitter y de la purpurina. De la apariencia que vemos en el escenario. En el postureo quizás.

Alba: cada corriente habla de su contexto.

Carla: Es algo posmodernista. Nosotras somos igual que toda la gente de nuestro entorno en Barcelona, que tiene un poco de amor-odio a la sociedad capitalista  en la que vivimos, pero vivimos más o menos desde el confort. Ese amor odio se ve en las canciones

Alba: y la gente se ve reflejada porque es un lenguaje que percibe todo el mundo de una manera directa y se siente afín. Está muy abierto a muchos comentarios y cada uno interpreta lo que quiere

 

 

Las Bistecs

Foto por Rose Pilu

 

 

-¿Cómo os conocisteis?

Alba: nos conocimos a través de un amigo y el proyecto apareció a finales de carrera, cuando ella había vuelto de Inglaterra.

Carla: nos conocimos a los 17 o así. Yo me fui  a estudiar a Inglaterra. Alba empezó bellas artes y tal y nos íbamos viendo. En el verano de 2013 o por ahí dijimos de hacer algo con dos o tres canciones que habíamos estado haciendo, que no han salido a la luz porque son muy nocivas (y no saldrán).

Alba: son un poco fuertes (risas).

 

 

¿Qué sentisteis cuando vuestro vídeo HDA se hizo viral?

Carla: Pues siempre con sorpresa. Una sensación muy rara. Nosotras nos abstraemos mucho de esto. Puedes ver el poder de las redes sociales y lo que hace que seas mínimamente conocido. Nosotras tenemos una vida de lo más normal y nos subimos al escenario y enseñamos una parodia de nosotras mismas. Hace muchísima ilusión que  a la gente le guste tu proyecto, pero es verdad que no damos crédito tampoco. Aún nos estamos adaptando a que la gente nos conozca y no nos gusta tanto como le gusta a la gente. Que nos reconozcan es algo aún muy surrealista y bizarro.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *